La palabra piercing es originaria del inglés. Proviene del verbo to pierce cuyo significado es agujerear, perforar, atravesar.

Es la práctica de perforar una parte del cuerpo para insertar aretes u otras piezas de joyería.

Muchas culturas del mundo, han utilizado esta práctica de manera ancestral, aunque es ahora cuando se ha convertido en moda. Son prácticas muy antiguas, empleadas por distintas culturas con fines muy variados: estéticos, religiosos, marca de identidad o de pertenencia a un determinado grupo o tribu.

Los tatuajes y piercing forman parte de lo que se conoce como “body art” o el arte de la decoración del cuerpo, que incluye una serie de técnicas, más o menos invasivas.

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
He leído y acepto la política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted